Nueva Cobertura Médica en el Año Nuevo: la historia de Andrew Santiago

El 1.º de enero marcó un nuevo día para la atención médica de millones de familias e individuos en todo el país. Ahora, los millones de personas que viven en Estados Unidos que se inscribieron en planes médicos a través de los Mercados de Seguros de Salud tienen la seguridad y la tranquilidad de contar con acceso a cobertura médica de calidad a un precio asequible. De ahora en adelante, las personas con seguro médico que viven en Estados Unidos no se verán obligadas a posponer un chequeo médico ni tendrán que preocuparse de quedarse en la bancarrota si se llegaran a enfermar. Y aquellos que ya están asegurados podrán aprovechar las protecciones y los beneficios adicionales que entraron en vigor gracias a la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio.

Ahora es ilegal que las compañías de seguros te nieguen la cobertura o te cobren más debido a una afección médica preexistente. Y ya no podrán quitarte la cobertura simplemente porque te enfermes o sufras un accidente. La mayoría de los planes deben cubrir los servicios preventivos, como los exámenes del colesterol o de detección de cáncer, sin cargos de bolsillo. Un mejor acceso a los servicios de prevención y bienestar es importante para reducir las disparidades en el estado de salud de los latinos, que padecen tasas elevadas de enfermedades crónicas como la diabetes, la hipertensión o el cáncer.

Andrew Santiago es uno de los 10.2 millones de latinos que saldrán beneficiados de las nuevas protecciones provistas por la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio. Andrew es un escritor de comedia de Brooklyn que realiza trabajos freelance para producciones de televisión. Andrew se inscribió en un plan a través del Mercado de Seguros de Salud y cumplió con los requisitos para recibir un crédito fiscal que le permite comprar un seguro médico y dental por tan solo $87 al mes. Antes de la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio, Andrew no creía que le fuera posible adquirir o conservar un seguro de salud debido a su situación económica, y sin embargo ahora tiene un plan de calidad a un precio asequible. Hoy, Andrew puede disfrutar de la tranquilidad de tener seguro de salud, ya que puede obtener la atención que necesita cuando la necesita. Un informe del Departamento de Salud y Servicios Humanos publicado en octubre muestra que la mitad de las personas adultas jóvenes y solteras son elegibles para adquirir seguros por $50 o menos al mes. Esto significa que las personas jóvenes y cualquier persona como Andrew pueden obtener seguros asequibles y de calidad a un precio similar al de una cuenta de teléfono celular.

Ahora es el momento de hacer correr la voz a tu familia, tus amigos y tus vecinos, contarles sobre las nuevas opciones y beneficios de atención médica que tienen a su disposición. Para obtener más información o para inscribirte, visita HealthCare.Gov o CuidadoDeSalud.Gov. También puedes participar en la conversación siguiéndonos en nuestra cuenta bilingüe de Twitter @LaCasaBlanca o usar el hashtag #OurSalud para compartir tu experiencia de atención médica. Nos encantaría escucharla.

Katherine Vargas, Directora de Medios Hispanos

Your Federal Tax Receipt