THE WHITE HOUSE
Oficina del Secretario de Prensa
_________________________________________________________________________

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA
28 de diciembre, 2012

DECLARACIONES DEL PRESIDENTE

James S. Brady, Sala de Prensa

5:52 P.M. EST

EL PRESIDENTE:  Buenas tardes a todos.  Durante los dos últimos meses, hemos estado trabajando con los líderes de ambos partidos para intentar forjar un acuerdo que impulse nuestra economía y reduzca el déficit --un plan equilibrado que cortaría los gastos de una manera responsable pero que también pediría a los estadounidenses más ricos que pagaran un poco más y, sobre todo, protegería a nuestra clase media y a todos aquellos que se están esforzando por entrar en la clase media.

Todavía quiero que se haga.  Es lo correcto para nuestras familias, para nuestros negocios y para toda nuestra economía.  Pero el momento para la acción inmediata es este.  Es ahora. 

Ahora nos encontramos en un punto donde, en solo cuatro días, las tasas sobre los impuestos de cada estadounidense están programadas para subir por ley.  El cheque de paga de cada estadounidense será más pequeño considerablemente.  Y eso sería malo para nuestra economía, sería malo para las familias de la clase media, y sería malo para los negocios que dependen del gasto familiar.  Afortunadamente, el Congreso puede evitar que esto ocurra si actúan ahora mismo.

Acabo de tener conversaciones buenas y constructivas en la Casa Blanca con los líderes del Senado y de la Cámara sobre cómo evitar este aumento de impuestos en la clase media, y creo que todavía podemos llegar a un acuerdo que puedan aprobar ambas cámaras a tiempo.  Los senadores Reid y McConnell están trabajando en dicho acuerdo en este momento.

Pero si el Senador Reid y el Senador McConnell no llegan a un acuerdo a tiempo, entonces insto al Senador Reid para que proponga un paquete básico para votar -un paquete que proteja a la clase media contra la subida de impuestos, aumente el sustento vital del seguro de desempleo a dos millones de estadounidenses que están buscando trabajo y establezca las bases para una cooperación futura sobre un mayor desarrollo económico y una mayor reducción del déficit. 

Creo que dicha propuesta podría aprobarse en ambas cámaras por mayoría bipartita siempre que dichos líderes permitan que se ponga a votación. Si los miembros de la Cámara o del Senado desean votar no, pueden hacerlo, pero deberíamos dejar que votaran todos.  Así es como se supone que tiene que funcionar.  Si se puede conseguir la mayoría de la Cámara y se puede conseguir la mayoría del Senado, entonces podríamos aprobar un proyecto de ley. 

El pueblo estadounidense está mirando lo que hacemos.  Obviamente, su paciencia se está acabando.  Es otra vez un déjà vu.  Estados Unidos se pregunta por qué en esta ciudad, por alguna razón, no se puede conseguir hacer nada de una manera organizada; por qué siempre hay que esperar hasta el último minuto.  Pues bien, ahora estamos en el último minuto, y el pueblo estadounidense no va a tener paciencia para aguantar una herida autoinfligida políticamente en nuestra economía.  No ahora. 

La economía está creciendo, pero sostener esa tendencia va a requerir que los funcionarios electos hagan su trabajo.  El mercado inmobiliario se está recuperando, pero podría verse afectado si la gente empieza a recibir cheques de paga más pequeños.  El índice de desempleo es el más bajo desde 2008, pero ya se está viendo cómo negocios y consumidores actúan con precaución debido a la disfunción que ven en Washington. 

Economistas, líderes comerciales, todos creen que estamos preparados para un crecimiento en el 2013, siempre que la política de Washington no se interponga en el progreso de los Estados Unidos. 

Tenemos que conseguirlo.  Deseo hacer hincapié en que hoy tuvimos una reunión constructiva.  Los Senadores Reid y McConnell están discutiendo un posible acuerdo con el que podríamos conseguir un proyecto de ley bipartita del Senado, a la Cámara y hacerlo de manera oportuna de manera que cumplamos con la fecha límite del 31 de diciembre.  Pero dado cómo han estado funcionando las cosas en esta ciudad, siempre tenemos que esperar y ver qué es lo que va a pasar en realidad.  Una cosa por la que el pueblo estadounidense no tendría que esperar a ver es algún tipo de acción.  

Por lo que si no vemos un acuerdo entre los dos líderes en el Senado, espero que se presente un proyecto de ley, y le he pedido al Senador Reid que lo haga, que presente un proyecto de ley que garantice que no suban los impuestos de las familias de la clase media, que el seguro de desempleo continúe estando disponible para dos millones de personas, y que establezca las bases para medidas adicionales de reducción del déficit y desarrollo económico que podamos emprender en el Año Nuevo. 

Pero no incumplamos con esta fecha límite.  Eso es lo mínimo que deberíamos poder conseguir, y no debería ser difícil ya que tanto Demócratas como Republicanos dicen que no desean ver subir los impuestos de las familias de la clase media. 

Tengo que repetir que fuera de  Washington, nadie entiende cómo esto parece ser un patrón que se repite una y otra vez.  La gente normal hace su trabajo.  Cumple con las fechas límite.  Se sientan y discuten las cosas, y las cosas ocurren.  Si hay desacuerdos, los solucionan.  La noción de que nuestro liderazgo electo no puede hacer lo mismo les sorprende.  Esto tiene que acabarse. 

Me siento modestamente optimista al creer que se puede llegar a un acuerdo.  Nadie va a conseguir el 100 por ciento de lo que quiere, pero tenemos que asegurarnos de que las familias de la clase media y la economía de los Estados Unidos -y de hecho, la economía mundial- no se vean afectadas negativamente porque la gente no puede hacer su trabajo. 

Muchas gracias a todos.

FIN               
5:57 P.M. EST

White House Shareables