THE WHITE HOUSE
Oficina del Secretario de Prensa
______________________________________________________________________________
EMBARGADO HASTA LAS 6:00 AM ET, del SÁBADO, 16 de marzo, 2013
 

MENSAJE SEMANAL: Es hora de crear el Fideicomiso de Seguridad de la Energía

WASHINGTON, DC— En el mensaje de esta semana, el Presidente Obama le habló al pueblo americano desde el Laboratorio Nacional Argonne, que este había visitado más temprano ese día, sobre la concentración de esas instalaciones en aprovechar la energía americana con el fin de reducir nuestra dependencia del petróleo y lograr que los Estados Unidos sean un imán para atraer nuevos empleos.  El Presidente destacó su enfoque integral a la energía americana, incluyendo su propuesta de establecer un Fideicomiso de Seguridad de la Energía, que invierta ingresos del desarrollo costa afuera de petróleo y gas en investigaciones que contribuyan a que nuestros automóviles y camiones puedan prescindir el petróleo. Dichas inversiones, que se concentran en diversas tecnologías que incluyen vehículos eléctricos y baterías avanzadas así como inversiones en biocombustibles avanzados y automóviles que funcionan con gas natural, continuarán reduciendo la dependencia que tiene nuestro país del petróleo, apoyarán la creación de empleos, aumentarán la seguridad de la energía, y les ahorrarán dinero a las familias en las bombas de gasolina, todo esto al tiempo que se reduce la dañina contaminación de carbono. Esos esfuerzos se basan en los pasos históricos tomados en el primer mandato del Presidente para proteger a los consumidores y reducir el consumo de petróleo, incluyendo las normas históricas de economía de combustible establecidas que duplicarán la distancia que nuestros autos puedan recorrer con un galón de gasolina. Paralelamente con esos esfuerzos, el Fideicomiso de Seguridad de la Energía continuará creando buenos empleos para la clase media a medida que asumimos el control del futuro de nuestra energía.

El audio y el vídeo de este mensaje estarán disponibles en línea en www.whitehouse.gov  a las 6:00 a.m. ET, del sábado, 16 de marzo, 2013.

Comentarios del Presidente Barack Obama
Mensaje semanal
Lemont, Illinois
16 de marzo, 2013
 

Hola a todos. Como nación, nuestra prioridad principal es fomentar nuestra economía y crear buenos empleos de clase media.  Por eso es que esta semana les hablo desde el Laboratorio Nacional Argonne en Illinois, ya que pocas áreas contienen tanta promesa como en la que se concentran aquí mismo, que es aprovechar la energía americana. 

Les explico que, después de años de hablar sobre esto, finalmente estamos en posición de asumir el control del futuro de nuestra energía. Nosotros estamos generando más petróleo del que hemos producido en 15 años. Importamos menos petróleo del que hemos importado en 20 años. Hemos duplicado la cantidad de energía renovable que generamos de fuentes tales como la eólica y la solar, y tenemos decenas de miles de buenos empleos que lo evidencian.  Estamos produciendo más gas natural que hasta el momento y tenemos cientos de miles de buenos empleos que lo evidencian. Hemos apoyado la primera planta nueva de energía nuclear desde la década de 1970. Y estamos enviando menos contaminación de carbono al ambiente de lo que hemos hecho en cerca de 20 años.

De manera que estamos logrando un verdadero progreso. Sin embargo, durante las últimas semanas, recibimos un recordatorio de que tenemos que hacer aun más. Experimentamos otra subida en los precios de la gasolina, al igual que el año pasado, y que el año antes de ese. Esto sucede todos los años. Es un golpe fuerte a nuestro presupuesto, así como que nos impongan un nuevo impuesto que tenga que salir directamente de nuestro bolsillo.

Durante los últimos cuatro años, como parte de nuestra estrategia integral de la energía, hemos tomado medidas para suavizar el golpe cerciorándonos de que nuestros autos consuman menos gasolina. Hemos implementado las normas más estrictas de economía de combustible en nuestra historia de manera que, para mediados de la próxima década, nuestros automóviles recorrerán el doble de la distancia con un galón de gasolina.  Durante la vida de un auto nuevo, la familia promedio se ahorrará más de $8,000 en la bomba de gasolina. 

Pero la única manera en que vamos a eliminar este ciclo de subida de los precios de la gasolina es si nuestros autos y camiones pueden prescindir completamente del petróleo. Por eso es que, en mi discurso del Estado de la Unión, exhorté al Congreso a establecer un Fideicomiso de Seguridad de la Energía para financiar las investigaciones sobre nuevas tecnologías que nos ayudarán a lograr esa meta. 

Esto funcionaría de la siguiente manera. Una gran parte de nuestra energía se extrae de tierras y aguas de las que nosotros, el público, somos dueños conjuntamente.  Así es que yo propongo que tomemos parte de nuestros ingresos del petróleo y gas de las tierras públicas y lo destinemos a investigaciones que beneficien al público, de manera que podamos apoyar la ingeniosidad americana sin agregarle un solo centavo a nuestro déficit.  Podemos apoyar a los científicos que están diseñando nuevos motores que son más eficientes en su consumo de energía; desarrollando baterías más baratas que duran más tiempo con una sola carga; e ideando nuevas manera de potenciar nuestros autos y camiones con nuevas fuentes de energía limpia, tales como biocombustibles avanzados y gas natural, de manera que en el futuro se pueda conducir de costa a costa sin usar una gota de petróleo. 

Ahora bien, esa idea no es mía. Realmente proviene de una propuesta presentada por una coalición no partidista de directores ejecutivos de empresas y generales y almirantes jubilados. Así es que tomemos sus consejos y libremos a nuestras familias y a nuestros negocios de las dolorosas subidas de los precios de la gasolina de una vez y para siempre.  

Y, mientras tanto, continuemos yendo adelante con la estrategia integral de la energía. Una estrategia en la que producimos más petróleo y gas aquí en casa, pero también más biocombustibles y vehículos eficientes en su consumo de combustible; más energía solar y más energía eólica.  Una estrategia en la que colocamos a más gente en la fabricación de automóviles, casas y negocios que desperdicien menos energía.  Podemos hacerlo.  Somos estadounidenses.  Y, cuando nos comprometemos a hacer algo, no hay límite de lo que podemos lograr. 

Gracias y que disfruten su fin de semana.

###

White House Shareables