LA CASA BLANCA

Oficina del Secretario de Prensa

______________________________________________________________________________

EMBARGADO HASTA LAS 6:00 AM ET, del SÁBADO, 8 de marzo, 2014

MENSAJE SEMANAL: Es hora que el Congreso aumente el salario mínimo

WASHINGTON, DC – En su mensaje semanal, el Presidente Obama destacó el impulso a la acción en todo el país para dar a los estadounidenses un aumento y reiteró su llamado al Congreso para aumentar el salario mínimo de $ 7.25 a $10.10. El Presidente ya ha firmado una orden ejecutiva para aumentar el salario mínimo para las personas que trabajan bajo los nuevos contratos federales. Empresas grandes y pequeñas optan por dar a los trabajadores un aumento de sueldo porque saben que es un buen negocio. Y los gobernadores de todo el país están respondiendo al llamado del Presidente, trabajando para aumentar los salarios mínimos de sus estados. Es el momento para que el Congreso hace el trabajo y restaurar la oportunidad para todos los estadounidenses por el aumento del salario mínimo a “diez, diez."

El audio y el vídeo del mensaje estarán disponibles en línea en el sitio www.whitehouse.gov a las 6:00 a.m. hora del este, el 8 de marzo de 2014.

Comentarios del Presidente Barack Obama

Mensaje semanal

La Casa Blanca

8 de marzo de 2014

Hola a todos. Esta semana viajé a Nueva Inglaterra, donde se me unieron cuatro gobernadores que están trabajando para aumentar el salario mínimo en sus respectivos estados. Y también se unieron a mí para hacer un llamamiento al Congreso para que aumente el salario mínimo de $7.25 a $10.10 por hora. Porque eso daría un aumento a aproximadamente 800,000 personas que viven en sus estados y subiría los salarios de unos 28 millones de personas en todo el país.

Así que estos gobernadores no van a esperar a que el Congreso decida lo que va a hacer. Y en mi Discurso sobre el Estado de la Unión, les pedí a los líderes empresariales de nuestro país que tomaran la iniciativa y que también hicieran todo lo posible por subirles el sueldo a sus empleados. Y, cada vez en mayor medida, ya no son solo las compañías grandes como Costco o The Gap las que deciden pagarles a sus empleados salarios iniciales más altos.

Son las pequeñas empresas como Jaxson’s, una heladería familiar del sur de Florida. Recogieron el guante y aumentaron sus salarios, haciendo que más de 70 empleados pasasen a ganar como mínimo $10.10 por hora, sin hacer recortes en las contrataciones de empleados.

Y hace dos semanas, el dueño de una pequeña empresa de Atlanta llamado Darien Southerland me escribió para compartir conmigo una lección que le enseñó su abuela: que si tratas bien a tus empleados, ellos te tratarán bien. Y el Vicepresidente Biden lo visitó esta semana.

Estoy de acuerdo con estos empresarios, por lo que he promulgado una orden presidencial que requiere que los contratistas federales les paguen a sus empleados un salario digno de al menos $10.10 por hora. A fin de cuentas, es algo bueno para el país. Y las personas trabajadoras que viven en Estados Unidos ya han tenido que arreglárselas con salarios estancados durante demasiado tiempo.

Una amplia mayoría de las personas que viven en Estados Unidos apoyan el aumento del salario mínimo, porque creemos que nadie que trabaje a tiempo completo debería vivir en la pobreza. Y aproximadamente la mitad de los republicanos también respaldan el aumento del salario mínimo. Es una pena que no trabajen en el Congreso. Porque los republicanos que sí trabajan en el Congreso se niegan de plano a votar por el salario mínimo. Algunos incluso quieren eliminarlo por completo. No es broma.

Por eso es tan importante lo que están haciendo los líderes empresariales y las personas corrientes que viven en Estados Unidos para aumentar los salarios. Porque el cambio no viene de Washington: el cambio viene a Washington. Siempre he estado convencido de ello, y en este caso también es así. Fuera de Washington, las personas que viven en Estados Unidos están listas para dejar las viejas discusiones políticas a un lado y hacer que este país avance. Las personas que viven en Estados Unidos están a años luz por delante del Congreso en este tema y solo tenemos que hacer que el Congreso se entere. Llegó la hora del “diez con diez”. Es hora de darle un aumento a Estados Unidos. Y es hora de recuperar las oportunidades para todos.

Gracias y que pasen un buen fin de semana.

###

White House Shareables