the WHITE HOUSEPresident Barack Obama

Search form

The White House
Office of the Press Secretary
For Immediate Release

Presidente Obama promulga histórica Ley de Seguro Médico y Educación

La ley eliminará los subsidios del gobierno a bancos por préstamos estudiantiles federales y garantizados, y producirá casi $68,000 millones para que los estudios universitarios sean más económicos y se reduzca el déficit

WASHINGTON, D.C. – Hoy, el Presidente Obama promulgó la Ley de Conciliación del Seguro Médico y Educación (Health Care and Education Reconciliation Act of 2010) del 2010, un importante primer paso inicial en el ambicioso plan del Presidente para hacer que la educación superior sea más económica y ayudar a más estadounidenses a obtener títulos universitarios.

Esta ley mejora el programa de becas Pell, invierte en instituciones comunitarias de enseñanza superior, aumenta la ayuda a instituciones educativas históricamente dedicadas a personas de raza negra e instituciones dedicadas a grupos minoritarios, y ayuda a quienes reciben préstamos estudiantiles a manejar mejor esa deuda al limitar los pagos a 10% de su ingreso discrecional. Estos esfuerzos se pagarán en su totalidad al eliminar los actuales subsidios gubernamentales a bancos y otras instituciones financieras que otorgan préstamos estudiantiles federales y garantizados, y producirá casi $68,000 millones para que los estudios universitarios sean más económicos y para reducir el déficit durante los próximos 11 años.

“Durante mucho tiempo, nuestro sistema de préstamos estudiantiles ha beneficiado a bancos e instituciones financieras”, dijo el Presidente Obama. “Hoy, finalmente estamos haciendo que nuestro sistema de préstamos estudiantiles beneficie a los estudiantes y todas nuestras familias”.

“Esta ley es una victoria para los estudiantes y padres que tienen dificultad para afrontar el costo de alcanzar el sueño de una educación universitaria”, afirmó el secretario de Educación Arne Duncan. “Al eliminar los subsidios a los bancos, podemos hacer importantes inversiones que hagan que las universidades e instituciones comunitarias de nuestro país sean más económicas y que haya mayor acceso a ellas”.


Esta histórica ley:
• Invierte más de $40,000 millones en becas Pell para asegurar que todos los estudiantes que reúnen los requisitos reciban una beca y que dichas becas aumenten en años futuros para ayudar a que sigan el ritmo de los incrementos en costos universitarios. Estas inversiones, combinadas con los fondos dispuestos en la Ley para la Recuperación y los dos primeros presupuestos del Presidente, aumentarán a más del doble la cantidad total de fondos disponibles para becas Pell desde que el Presidente Obama asumió el mando.

• Asegura que los estadounidenses puedan realizar los pagos de sus préstamos estudiantiles al expandir el actual programa de pago de préstamos en base al ingreso del estudiante. Los nuevos prestatarios que asuman préstamos después del 1º de julio, 2014, podrán limitar el pago de préstamos estudiantiles a 10 por ciento de su ingreso discrecional y, si cumplen con las amortizaciones durante 20 años, se les condonará el saldo de la deuda.

• Incluye $2,000 millones durante cuatro años para que las instituciones comunitarias de enseñanza superior desarrollen, mejoren y ofrezcan programas educativos y de capacitación laboral. El Presidente Obama también le ha pedido a la Dra. Jill Biden que encabece una Cumbre de la Casa Blanca sobre Instituciones Comunitarias de Enseñanza Superior (White House Summit on Community Colleges) en el otoño para ofrecer la oportunidad de que los líderes y estudiantes de dichas instituciones, expertos en educación, líderes empresariales y otros intercambien información sobre maneras innovadoras de enseñar que resulten en mejoras económicas. Pulse AQUI para un enlace al video de la Segunda Dama, la Dra. Jill Biden.

A partir del 1º de julio, todos los nuevos préstamos estudiantiles federales serán préstamos directos, desembolsados y cobrados por empresas privadas bajo contratos basados en el desempeño que suscribirán con el Departamento de Educación. Según la Oficina de Presupuesto del Congreso, entidad independiente, eliminar estos subsidios despilfarradores producirá casi $68,000 millones que harán que los estudios universitarios sean más económicos y reducirán el déficit durante los próximos 11 años.

Pulse AQUI en para la versión en español de la hoja informativa.