HOJA INFORMATIVA: Oportunidades para todos - Premio a la dedicación al trabajo

Aumentar el salario mínimo a $10.10 mediante orden ejecutiva para los empleados federales con contrato y hacer un llamado al Congreso para que ayude a todos los trabajadores y apruebe el proyecto de ley Harkin-Miller.

Año de acción: Avanzando mediante acciones ejecutivas

El Presidente desea trabajar con el Congreso en la aprobación del proyecto de ley Harkin-Miller, el cual aumentaría el salario federal mínimo a $10.10 y lo indexaría a la inflación de ahí en adelante. El Presidente continuará trabajando con el Congreso para lograr esto. El Presidente también ha analizado lo que él puede hacer mediante acciones ejecutivas para ayudar a aumentar el salario de las personas trabajadoras que viven en Estados Unidos. En el Discurso sobre el Estado de la Unión, el Presidente anunciará que usará su autoridad ejecutiva para aumentar el salario mínimo a $10.10 de aquellas personas que prestan servicios bajo nuevos contratos federales.

  • Estas personas trabajadoras que viven en Estados Unidos que incluyen a los conserjes y los trabajadores de la construcción, que están empleados bajo nuevos contratos federales se beneficiarán de la orden ejecutiva. Esta acción cubrirá a los trabajadores que prestan servicios o trabajan en la construcción y reciben un pago inferior a $10.10 por hora. Algunos ejemplos de las personas trabajadoras que se beneficiarían de una orden ejecutiva incluyen a empleados de bases militares que lavan platos, sirven comida y lavan ropa.
  • Un salario mínimo más alto para los trabajadores federales con contrato beneficiará al gobierno federal y a los contribuyentes. Un mejor salario reducirá los reemplazos, levantará la moral y tendrá como resultado una mayor productividad en general. Aumentar el salario para el personal de servicios generales mejorará la calidad y la eficacia de los servicios que proporciona el gobierno. Cuando el estado de Maryland aprobó la ley del salario digno para las compañías que tuvieran contrato con el estado, hubo un aumento en la cantidad de contratistas en licitación y una mayor competencia puede ayudar a garantizar una mejor calidad.
  • El aumento del salario será manejable para los contratistas. El aumento entrará en vigor para contratos nuevos después de la fecha de entrada en vigencia de la orden, de modo que los contratistas tendrán tiempo de preparar y ponerle precio a sus licitaciones, conforme a ello.

Continuar trabajando con el Congreso para ayudar a todos los trabajadores

El Presidente está haciendo uso de su autoridad ejecutiva para liderar y continuará trabajando con el Congreso para terminar el trabajo para todas las personas que viven en Estados Unidos al aprobar el proyecto de ley Harkin-Miller. Este proyecto de ley aumentaría en etapas el salario mínimo federal a $10.10 para las personas trabajadores que viven en Estados Unidos y lo indexaría a la inflación de ahí en adelante, a la vez que también aumentaría por primera vez el salario mínimo de los empleados que reciben propinas en más de 20 años.

  • Empresas como Costco han apoyado aumentos al salario mínimo en el pasado ya que esto ayuda a crear una fuerza laboral sólida y a tener una mejor rentabilidad a largo plazo. Asimismo, un salario bajo es una mala idea para los negocios, ya que pagar salarios bajos le baja la moral a los empleados, disminuye la productividad y conlleva a un frecuente reemplazo de empleados; todo lo cual genera costos.
  • Aumentar el salario mínimo ayudará a asegurar que ninguna familia de cuatro personas con un trabajador de tiempo completo tenga que criar a sus hijos en la pobreza. Han pasado varios años desde la última vez que el Congreso actuó para aumentar el salario mínimo, ajustado a la inflación. Hoy día, el valor real del salario mínimo es casi lo mismo de lo que era en los años 50, a pesar del hecho de que el ingreso de una familia típica en Estados Unidos se ha duplicado desde entonces. Hoy día un trabajador asalariado de tiempo completo gana $14,500 al año, lo que deja a demasiadas familias en apuros para llegar a fin de mes. Incluso contando con programas como el Crédito por Ingreso del Trabajo, una familia de cuatro que cuenta con el ingreso de un trabajador con salario mínimo termina viviendo por debajo de la línea de pobreza.
  • Indexar el salario mínimo a la inflación ayudaría a los trabajadores de bajos ingresos a cubrir sus gastos en el futuro. Desde la primera vez que se estableció el salario mínimo en 1938 se ha aumentado 22 veces, pero se ha erosionado sustancialmente durante varios períodos prolongados debido a la inflación. Demócratas y republicanos están de acuerdo en que indexar el salario mínimo a la inflación aseguraría que las familias trabajadoras puedan cubrir sus gastos y no sufran si el Congreso deja de actuar. Indexar el salario mínimo evitaría que se repitiera el decline del 34 por ciento del valor real del salario mínimo entre 1978 y 1989 y el descenso del 19 por ciento del valor real desde 1998 hasta el 2006.
  • Ayudar a los padres a llegar a fin de mes. Aproximadamente el 60 por ciento de los trabajadores que se beneficiarían de un salario mínimo más alto son mujeres. Menos del 20 por ciento son adolescentes. Asimismo, esos trabajadores que se beneficiarían de un aumento del salario mínimo generaron un 46 % de ingreso total para su hogar en el 2011. Aumentar el salario mínimo ayuda directamente a los padres a llegar a fin de mes y ayudar a sus familias.
  • Aumentar el salario mínimo beneficia al gobierno y a las empresas ya que los trabajadores son la clave de una economía más sólida. Varios estudios económicos demuestran que aumentar moderadamente el salario mínimo aumenta las ganancias y reduce la pobreza sin poner en riesgo los empleos. Un mejor salario también impulsa la productividad, sube la moral, reduce los costos y mejora la eficacia.
  • En todo el país, la gente está diciendo que ya es hora de aumentar el salario mínimo. El Presidente cree que es hora de actuar y las personas en todo el país piensan lo mismo. Desde que el Presidente hizo un llamado para aumentar el salario mínimo en el discurso sobre el Estado de la Unión del año pasado, cinco estados han aprobado leyes para aumentar el salario mínimo. Muchos negocios, desde pequeñas empresas hasta grandes corporaciones ven un mejor salario como la forma correcta de impulsar la productividad, reducir el reemplazo de empleados y, por lo tanto, aumentar la rentabilidad.

 

###

 

 

White House Shareables